La muerte de una estrella de carbono ha sido presenciada por los astrónomos, abriendo preguntas sobre las fases de un periodo de la evolución estelar

Se observó un espectáculo de seis anillos tras muerte de una estrella

Se observó un espectáculo de seis anillos tras muerte de una estrella, se forman también dos estructuras de reloj de arena generados por expulsión de materia a alta velocidad.

La muerte de una estrella de carbono ha sido presenciada por los astrónomos, abriendo preguntas sobre las fases de un periodo de la evolución estelar y con un espectáculo de seis anillos y dos estructuras de reloj de arena generados por la expulsión de material a alta velocidad.

Los resultados que publica The Astrophysical Journal describen el final de la vida de la estrella V Hya, rica en carburos, situada a unos mil 300 años luz de la Tierra y que atraviesa por una etapa de rama asintótica gigante.

90 por ciento de las estrellas con una masa similar o superior al Sol tiene una fase RAG, que se produce cuando la estrella acaba con el combustible necesario para alimentar sus procesos nucleares.

V Hya atrajo el interés de los científicos por su comportamiento y sus características hasta ahora peculiares, como las grandes erupciones de plasma que ocurren cada 8,5 años y la presencia de una estrella vecina, casi invisible, que contribuye a su comportamiento explosivo.

Los expertos no descartan que la presencia de una estrella cercana influya en la manera en que V Hya se extingue, por lo que entender estas interacciones es “de suma importancia”, para la astrofísica, además de constituir uno de sus principales desafíos.

Esa combinación de dos estrellas sería la responsable, “al menos en cierta medida”, de la presencia de los seis anillos y los veloces chorros que están provocando la inusual extinción de la estrella.

Despojarse de su atmósfera y, en última instancia de su masa, es algo que la mayoría de estrellas rojas gigantes hacen, pero para “sorpresa” del equipo, en este caso, la materia es expulsada en una serie de anillos, señaló otro de los firmantes Mark Morris de la Universidad de California.

Los seis anillos llevan unos 2 mil 100 años alejándose de V Hya y expandiéndose, agregando masa y alimentando el crecimiento de una estructura de alta densidad con forma de disco estirado y torcido que rodea la estrella.

Leave a Reply

Your email address will not be published.