La Asociación señala que es necesaria una Ruta de Atención en la entidad, además de mayor presupuesto para instancias investigadoras en casos de feminicidios, desapariciones y violencia en contra de la mujer.

“Hidalgo no necesita un caso como el de Debahni para visibilizar la desaparición de mujeres”

El caso de Debahni Escobar ha conmocionado al país pero, es un caso entre miles que hay en México; en Hidalgo ya suman más de 50 desapariciones de mujeres en lo que va del año y no, no es necesario que suceda una historia como la de esta joven de 18 años que su cuerpo fue hallado en una cisterna, en medio de una investigación que no ha sido clara, indicó Rafael Castelán, director general de Servicios de Inclusión Integral y Derechos Humanos A. C. (SEIINAC).

Comentó, que es momento que en Hidalgo se aplique una Ruta de Atención a la violencia que denuncian muchas mujeres, además de que se le inyecte mayor presupuestos a las instituciones encargadas de dar paso a las investigaciones y que se aclare con información oficial lo que sucede con la misma, determinar la culpabilidad de los responsables.

“No tiene que suceder algo como con Debahni en Hidalgo que empezó a movilizar muchas situaciones, pero no es un caso aislado, es una situación que, lamentablemente, se vive en todo el país y que hay que exigir a las autoridades que respondan a una política más integral, además del respaldo de las organizaciones que aportan información, metodología, estrategias o propuestas para dar paso a lo que se necesita para detener esta situación. Hay organizaciones que están haciendo propuestas, sobre todo en casos donde hay feminicidios porque sabemos que una persona puede desaparecer previo a su asesinato, atender la violencia en sus momentos iniciales y se tiene que dar seguimiento con la Ruta de Atención a la Violencia que se busca que sea un expediente único desde el momento en que la mujer acude a una autoridad”, explicó el activista.

En la entidad, la desaparición de mujeres se ha incrementado desde 2007, “no ha parado, tampoco la inseguridad en la que se vive”, por lo que lamentó que las políticas publicas en la materia no se estén articulando para impactar y lograr la prevención de este delito.

“Luego el asunto del a la justicia, porque cuando se presenta una situación de este tipo, no sabemos qué sucedió exactamente, quiénes son las personas responsables o qué fue lo que pasó y, al no tener clara la información, tampoco la sanción pudiese que el mensaje de las autoridades es que es una conducta permitida y, entonces, se sigue repitiendo”, explicó.

Según datos de Seiinac, de 10 personas que desaparecen, 6 de ellas son mujeres y de este grupo, cuatro son adolescentes de entre 13 a 19 años de edad, el 70%.

Leave a Reply

Your email address will not be published.